Negocios inclusivos

Poco a poco, los negocios inclusivos han ganado terreno en México. Y aunque es cierto que todavía queda mucho camino por recorrer, cada vez son más y más las empresas que abrazan los beneficios de aliarse e incluir en la cadena de valor a un sector social casi siempre relegado. Pero ¿qué son los negocios inclusivos?

Negocios inclusivos: ¿qué son?,

Los negocios inclusivos son estrategias que extienden el acceso de la base de la pirámide tanto a servicios como a la cadena de valor, de modo que la base pueda capturar valor para sí.

Ahora, es verdad que las grandes empresas suelen dejar desatendido a este sector, sin embargo, no significa que cualquier negocio que venda productos a bajo costo sea inclusivo. Para serlo se debe pensar en la base de la pirámide como algo más que una parte de la población con necesidades por cubrir, o un cliente potencial, debe tomarse como una parte del modelo empresarial, es decir, proveedores, productores o distribuidores.

Y justamente esa es la diferencia principal con los modelos de negocio tradicionales. Mientras que el primero se centra en la satisfacción de una necesidad (o la creación de otra), un negocio inclusivo sabe que hay necesidades que pueden satisfacerse a través de productos o bien pueden ser resueltas integrándolas al modelo.

Lo anterior nos lleva a la pregunta:

Negocios inclusivos

Negocios inclusivos ¿para qué?

Precisamente, para satisfacer necesidades de la población a través de esquemas y modelos de negocio sostenibles que integren a la población excluida. Por supuesto, desde un punto de vista empresarial, implica beneficios como el acceso a un mercado desconocido y la diversificación de la cartera de productos y servicios. Sin olvidar mencionar el impulso hacia la innovación que implica plantear un negocio que mira hacia el desarrollo sustentable.

En otras palabras, se trata de ganar-ganar.

Claves del éxito para los negocios inclusivos

Los negocios inclusivos crean y promueven servicios y productos que impactan positivamente en la base de la pirámide, mejorando la calidad de vida y abriendo nuevas posibilidades de empleo. Suena bien, claro, aunque para lograrlo hay que tomar en cuenta algunas ideas:

Propuesta de valor

Ya que se trata de un sector de la población constantemente relegado es importante desarrollar propuestas convincentes y que signifiquen valor para los consumidores y los productores. Esto lo podemos entender de la siguiente manera: el tema no es crear nuevos productos o servicios, sino adaptarlos a las necesidades de un mercado.

En ese sentido, se debe evaluar el mercado, la cadena de suministro, así como crear un plan estratégico adecuado al panorama. Por ejemplo, si nuestros aliados son artesanos textiles, una buena vía es apoyar a la profesionalización del proceso tradicional; de tal modo se conservan los conocimientos, a la vez que se atienden necesidades económicas.

Crea alianzas

La colaboración de todos los grandes agentes y actores de la comunidad es más que necesaria. No solo para generar la confianza necesaria que permita la creación de un proyecto, sino para identificar las necesidades, deseos y vías de intervención al momento de comerciar productos o servicios.

Innovación

Los dos puntos anteriores nos llevan, de nuevo, al impuso por innovar. Por un lado, será necesario adaptar el negocio con tal de satisfacer las necesidades de ese mercado tan desconocido. Por el otro, los negocios sostenibles implican plantearse un enfoque basado en la sostenibilidad, lo que implica la adopción de nuevas prácticas, algunas veces poco familiares para los modelos de negocio más tradicionales.

Gestiona y comunica tu impacto

Es necesario plantearse metas y medirlas periódicamente, de tal modo que puedan ser integradas al desarrollo futuro de la empresa. Paralelamente, la comunicación es esencial para que cualquier negocio o causa pueda funcionar adecuadamente. Comunica lo que haces y cómo lo haces. La fuerza del mensaje reside en destacar la manera cómo tu empresa ha logrado sus objetivos. Es momento de practicar el marketing social.

Negocios inclusivos

Un negocio inclusivo tiene como objetivo crear valor para todos los involucrados en la cadena. Como sea, el modelo es más que solo eso. A la larga, el reto es encontrar el balance no solo entre impacto social y beneficio, sino también entre canales de distribución, cadenas de suministro, diferencias culturales y costes. Pasar de una visión a corto plazo a la consciencia de las alianzas como forma de crear valor para todas las partes.

Aun no hay respuestas

Deja un comentario

cuesta de enero
¡Finalmente está aquí el 2022! Para muchos, eso significa borrón y cuenta nueva, al menos en lo que respecta a proyectos, planes y deseos personales. Aunque no podemos olvidar que el desenlace de las fiestas decembrinas es una de las temporadas más complicadas para el bolsillo […]
web 3.0
Desde su concepción, el internet ha atravesado por diferentes etapas. Primero, como una red dedicada al tráfico de información. Después, como un espacio colaborativo, donde los usuarios pueden aportar y ser parte activa. ¿Cuál es el futuro de la red? Web 3.0 es el nombre de […]
NFT vale millones
Durante el último año, las cryptomonedas como Bitcoin y Etherium han ganado terreno, tanto como llamado la atención de inversionistas y emprendedores. Pero entre todas esas noticias, también se ha colado la presencia de los NFT y su valor millonario. Por eso, Llévelo Perfilado decidió profundizar […]
A %d blogueros les gusta esto: